lunes, 29 de octubre de 2007

Sueño

He visto en el tumulto de mi sueño dos gotas que cintilaban.
Y en el mismo instante en el que resbalaban una madre aborreciendo de su cría el llanto.
La soledad inmersa en su plan absurdo gritaba.
Más tarde sentí la descarga de mil confusiones.
En el centro cien hormigas desfilando en busca de su presa herida.
Y mis dientes caer, recogiendo en la mano el triste presagio.
Después bastante aturdida me he despertado.


(Ya vendrán tiempos mejores)

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Mi pequeñeta...

Los tiempos mejores ya están aquí!! sólo hay que alargar la mano, y tú tienes mucho a tu alcance Jenni.

Tal vez haya más de ti de lo que dije...
Me gusta tu alma blanca que no se rompa nunca.

Un beso muy grande. Y muy grandes las gracias por todo.

À demain!

pd: en el messenger te estoy dejando los eslogans. Son muy cutres!!

Lu.

¡NO PODEMOS CONDUCIR POR TI, PERO TE DAMOS ARTE QUE MOLA MÁS!JAJAJAJA!! ESE NOOOO!!! Pero anda que no llamaríamos la atención!!

Velocet dijo...

Los dulces sueños llegan cuando menos te lo esperas. Y estos amargos, grises y amargos, son sólo una mala pasada del subconsciente. Pero mola llevarlos al papel (o a la pantalla), je.

:)

aprendiz de titiritero dijo...

Para la del sueño, los que escriben a su lado y el visitante comentarista:
¡¡¡QUE TIERNOS SOIS LOS QUE QUEREIS SER REVOLUCIONARIOS!!!