sábado, 6 de noviembre de 2010

El jardinero

Sé sabio como los árboles y cuando la vida te pida que dejes caer las viejas hojas de tu mente y de tu corazón, no dudes en hacerlo, para que tu alma pueda disponer de un vestido nuevo cada primavera.

2 comentarios:

P. Mitelstet dijo...

mmm si... suena sensato

Estibaliz Rudi Izura dijo...

gracias por ser el papa de Zuria