lunes, 4 de agosto de 2008

George Heym (1887-1912)




BERLIN I

Sentados en el empinado y polvoriento
arcén de la calzada, contemplamos
la gente innúmera y confusa
y, por la noche, la ciudad lejana.

Los coches de tranvía, empavesados,
repletos, se abren paso entre la multitud.
Autobuses cargados van hendiendo las calles.
Sonido de bocinas, humo y automóviles.

Hacia la mar inmensa de cemento.
Pero al oeste se dibuja, árbol a árbol
la filigrana de las desnudas copas.

El sol, enorme, pende del horizonte.
Rayos rojos empujan las vías de la noche.
Y arriba, sobre todas las cabezas, el sueño de la luz.

6 comentarios:

Illaq Saiwa dijo...

Aprovecha los claro\oscuros de ese pais y su maravillosa capital...que envidia! Igual te caigo un dia por ahi sin que te des cuenta que no me pilla tan lejos y tengo ganas de volver. Cuidate gari und Viel Spass!
Lass mal von dir horen!Liebe grusse

Anónimo dijo...

Desde una ciudad apabullada de sol te saludo, ínclito peregrino.

veo que pronto te atrapó el cielo berlinés, su otra luz.

un abrazo grande,

Víktor

Jenni dijo...

Gari es un poema precioso, ojalá Berlín te inspire muchos más así.
Un abrazo

Viktor Gómez dijo...

Vuelvo. Uno se pasea ning/uno por Berlín.
Siente el denso tránsito
y el tropel de ausencias
entre el magma humano.

Y no se sabe en que momento
antes de amanecer
recupera la visión
de una ciudad mítica
con dos hermano bebiendo
ron en un lugar perdido
bajo ninguna mirada ya.

Tu Viktor

Cucaracha homicida dijo...

Malditos sean los tiegarten... ¡el dinero vuela!

Víctor: pendiente tenemos el tema del segundo poemario. En tus manos está lo de seguir haciendo modificaciones juntos. Tengo algo de tiempo por las tardes, aquí en Berlín.

¡El poema no es mío, Jenni! Pero me alegro de que te guste. Es de George Heym, un poeta modernista alemán.


Me estoy haciendo pasar por portugués. Está casi demostrado que en cualquier lugar del mundo los españoles se las arreglan para crear un microcosmos al estilo de vida ibérico. Panda de cabrones. Por suerte hay polacos de mal vivir y franceses comunistas.
Este viernes voy a un recital de poesía bilingüe luso/germano y ya os contaré qué tal.

Abrazos

Jenni dijo...

ahap!! sí lo advertí después de haber puesto el comentario, y si me encanta!
Espero que todo vaya bien por allá.
Un abrazo Gari